Goteros

La elección de un gotero de calidad y que se ajuste al caudal que necesitemos es fundamental para el montaje de nuestro sistema de riego por goteo. Aquí podrás encontrar un amplia gama de goteros al mejor precio con envío 24h/48h.

Filtros activos

0,13 €
Disponible
(4/5) según 1 calificación(es)

Gotero autocompensante 2 l/h máxima calidad procedente de Italia.

Ideal para colocación en lugares con desnivel ya que éste gotero garantiza un mismo caudal de agua.

No es desmontables para su limpieza.

Caudal 2 l/h.

Funciona con 1-4 bares de presión.

Incluye membrana nítrica para soportar productos químicos.

Cuerpo de polipropileno.

0,13 €
Disponible
(5/5) según 1 calificación(es)

Gotero autocompensante 4 l/h máxima calidad procedente de Italia.

Ideal para colocación en lugares con desnivel ya que éste gotero garantiza un mismo caudal de agua.

Desmontables para su limpieza.

Caudal 4 l/h.

Funciona con 1-4 bares de presión.

Incluye membrana nítrica para soportar productos químicos.

Cuerpo de polipropileno.

 

¿Qué gotero para riego comprar?

Elige el gotero para riego que mejor se adapte a tu terreno y tipo de riego. Por ejemplo si tu terreno se encuentra en una zona con gran desnivel o grandes diferencias de presión, lo mejor es que elijas un gotero autocompensante. Otro punto muy importante a tener en cuenta es el caudal que quieres que fluya a través del gotero, es decir la cantidad de agua. Para ello existen diferentes tipos de goteros con diversos caudales. También existen goteros de caudal regulable que puede ser ajustado a su gusto.

¿Cómo funcionan los goteros para riego?

Existen muchos tipos de riego por goteo dependiendo del tipo de gotero, pero todos cumplen una serie de características comunes como son la dosificación del riego de agua gota por gota, dependiendo claro está del caudal del gotero.

Los goteros permiten realizar un riego totalmente controlado, administrando la cantidad de agua justa que queremos en cada zona.

Utilizándolos podrás ahorrar una gran cantidad de agua y ninguna zona de riego se verá sobrecargada por el caudal.

Estos goteros van clavados en las tuberías y permiten que puedas elegir la longitud que hay de un gotero a otro. Por tanto, tan solo tendrás que hacer un agujero en la tubería y añadir el gotero en él.

Aunque si lo prefieres, también hay disponibles tuberías de goteo con goteros ya predefinidos a una determinada longitud.